Tesla brilla en el mercado bursátil y lanza una oferta de acciones de 2.000 millones de dólares

Tesla está viviendo una época dorada en bolsa. Hace tres años consiguió superar en términos de capitalización a una firma centenaria: Ford, y de paso a General Motors. Ahora el fabricante californiano va a lanzar una oferta pública de acciones con un valor de 2.000 millones de dólares (alrededor de 1.850 millones de euros).

La compañía dice que planea usar las ganancias de la oferta “para fortalecer aún más su balance general, así como para fines corporativos generales”.


Buenas vibraciones de los inversores

De esos 2.000 millones de dólares, Elon Musk comprará hasta 10 millones en acciones de la oferta, mientras que el multimillonario fundador de Oracle, Larry Ellison, quien fue nombrado miembro de la junta directiva de Tesla a finales de 2018, comprará hasta 1 millón, según explican en The Verge.

Las financieras estadounidenses Goldman Sachs y Morgan Stanley están suscribiendo el acuerdo y tienen 30 días para adquirir otros 300 millones de dólares en acciones.

Esto podría reportar al fabricante de vehículos eléctricos unos ingresos de alrededor de 2.300 millones de dólares.

Fuente: Investing.

Por otro lado, Tesla ha comunicado que la Comisión del Mercado de Valores de Estados Unidos ha iniciado una nueva investigación sobre “ciertos datos financieros y contratos” de la compañía, que incluyen acuerdos de financiación.

En estos momentos las acciones de Tesla cotizan a 804 dólares, alcanzando su máximo histórico el pasado 4 de febrero, cuando superaron la barrera de los 887 dólares. Hace un año una acción de Tesla valía 307 dólares.

La compañía comenzó recientemente la producción del Model 3 en su Gigafactory en Shanghái, aunque tuvo que detener temporalmente la producción debido al brote de coronavirus. Ya ha anunciado algunos retrasos en la producción por esta razón.

Por otro lado, la producción del SUV compacto de la compañía, el Model Y, se está adelantado a lo programado y comenzará a enviarse a los clientes esta primavera, mientras comienzan los trabajos de deforestación en la zona donde se ubicará su nueva Gigafactory en Berlín.

Otra marca que está en pleno apogeo es Ferrari, que en los últimos cinco años ha subido un 232 % en bolsa. La firma italiana saltó al parqué neoyorquino en 2015 a un precio de 52 dólares por acción, y actualmente su cotización roza los 160 dólares, las más alta de su historia.

Esto ha sido posible gracias a un incremento constante de la demanda por parte de los consumidores, un aumento de las ventas y sobre todo que se trata de una compañía estable, poco propensa a dar los sustos que la compañía de Musk da de vez en cuando a los inversores.